Compra en nuestras tiendas

Ecografías o Ultrasonidos, cómo funcionan y qué tipos hay

Gracias a las diferentes ecografías que existen podemos tener un seguimiento de cerca del desarrollo prenatal. Ver si se encuentra bien, escuchar sus latidos y hasta saber el sexo del bebé.

Es así como por medio de ondas sonoras se logra obtener una imagen del bebé desde el vientre sin tener que hacer tratamientos invasivos. Se realiza por medio de un transductor el cual esta equipado con una sonda para emitir y recibir ultrasonidos, una pantalla para reflejar en imagen lo que capta por sonido y una consola por donde se controla la sonda y la visualización de la pantalla.

Es emocionante cuando los futuros padres escuchan por primera vez el latido del corazón de su bebé por medio de la ecografía, pero también es fundamental para los médicos poder determinar el buen desarrollo del feto, de la placenta, líquido amniótico etc.

Este procedimiento que cada vez cobra más importancia y avances tecnológicos no es nada peligroso para tu bebé y cuándo realizarla la determina tu especialista tratante. Durante la prueba, el especialista revisa el latido del corazón de tu bebé registrando la cantidad de latidos para determinar si es normal, mide el tamaño del bebé con lo que también se confirma la fecha de parto, si la placenta esta bien ubicada, verificar la cantidad adecuada de líquido amniótico, ver si existe más de un bebé y, conocer si será niño o niña.

 

Clases de ecografías:

Hoy en día existen diferentes clases de ecografías. La ecografía se puede realizar transvaginal, la cual se realiza al principio del embarazo para confirmar si existe y esta bien y las abdominales, en las cuales se pasa sobre el abdomen de la futura mamá un gel para facilitar el contacto del transductor con la piel y también ayudar con el paso de las ondas sonoras y luego se mueve el transductor de lado a lado hasta lograr el reflejo de la imagen sobre la pantalla.

 

Ecografía 2D o de dos dimensiones:

Por medio de un monitor se muestra la imagen bidimensional del bebé, las imágenes son en blanco y negro. Estas son las ecografías que normalmente se realizan en clínicas y hospitales y las primeras que existieron.

Ecografía 2D

Ecografía 3D o de tres dimensiones:

En estas se ve más volumen de la figura del bebé dando mayor nitidez y resolución de la imagen. Por medio del mismo sistema de ultrasonido pero aplicando la medida del volumen se presenta una imagen en tres dimensiones y con color más claro. Cuando este tipo de ecografías salieron al mercado a finales del año 80 fueron un éxito y su popularidad ha seguido creciendo.

Muchos padres buscan hacer esta ecografía más por tener una imagen más cercana a cómo se ve su bebé en el vientre, pero tienen un costo ya que se realizan en centros privados. Con esta ecografía pueden determinarse estados de la piel o si por ejemplo el bebé puede tener labio leporino por ejemplo, pero en general, para la parte médica no son necesarias.

 

Ecografía 3D

Ecografía 4D o de cuatro dimensiones:

Es la imagen más clara y real que se pueda obtener del bebé por nacer. Es en sí un video del feto en el vientre. Siendo en específico una ecografía 3D pero grabada en tiempo real.

El éxito de esta ecografía es que se puede ver al bebé en movimiento, muchos lo han podido ver hasta chupándose el dedo y bostezando. Estas ecografías son más para beneficio de los futuros padres que para la parte médica. Ya que con la ecografía tradicional ya se detecta lo que necesitan saber para poder determinar si requieren más procedimientos.

 

Ecografía 4D

 

¿Ya conoces el Doppler que te permite escuchar y grabar a tu bebé desde el vientre?

Haz clic en la imagen para ver todos los detalles y comprarlo en Babymarket.co

 

NOTA: Los artículos escritos para Vida de Padres son investigados y realizados por conocedores del tema pero no por expertos de la salud, a cualquier duda favor consultar con tu especialista.

Etiquetas:

Dejar Comentario