Compra en nuestras tiendas

Las polémicas de la lactancia

Escrito por: Valeria Calderón de Nenes de Leche

Un Centro Comercial colombiano adaptó una innovadora sala de lactancia para la comodidad de las madres lactantes. Para acceder había que atravesar un lugar que también daba acceso a los baños. Para informar de la existencia del sitio se colocó un aviso al lado del que avisaba sobre la zona de los baños. La gente pensó que estaban mandando a las mamás a dar el pecho a sus bebés en el baño. El resultado fue el cierre de la sala.

En el mismo país, una reforma a un código que regula el comportamiento de los ciudadanos, generó polémica porque alguien interpretó que una norma que faculta a los policías catalogar actos que a su juicio podrían ser impúdicos, podía ser aplicada severamente a una madre lactando en público.

En un aeropuerto de Europa, la señalización de la zona de lactancia tiene el dibujo de un biberón, en vez de un bebé tomando el pecho en brazos.

En un club privado hay un cartel en el vestidor de mujeres que dice “prohibida la entrada de los niños” y una madre con un bebé en brazos es expulsada inmediatamente del recinto si necesita amamantar.

Lo más normal sería que no tuviera que haber sitios privados ni exclusivos para amamantar, y que cualquier mujer que necesite entrar, salir o quedarse a dar el pecho a su bebé, pudiera hacerlo donde surgiera la necesidad. Porque los bebés tienen hambre donde y cuando tienen hambre y tienen derecho a la alimentación. (En todo caso, para aquellas que prefieren un sitio tranquilo o privado, también sería normal poder ir a alguna zona especial, y qué gentileza aquella del centro comercial de pensar en una sala de lactancia).

Lo más normal también sería que a nadie se le ocurriera que alguien con autoridad pudiera juzgar como impúdico el acto de alimentar a un bebé de la forma más natural que existe. Y en todo caso, si sucede, pensar que no es defendible. Lo más normal es que no se considerara como una gran innovación adecuar una zonas de lactancia, ni que pasara por la mente de algunos que “la sala de lactancia quedó en un baño”.

Lo que no parece tan normal es el que el acto como tal de amamantar genere tanta polémica. Ni que ahora algunas mamás lo piensen dos veces antes de dar el pecho en público porque alguien interpretó mal una norma y dijo que en Colombia está prohibido amamantar en público, cuando además de que no es verdad, amamantar es normal, y es un derecho que prima sobre cualquier norma, disposición, código estipulación o “interpretación alarmista”.

No traguemos entero. Tener derechos fundamentales en un país regido por una Constitución Política es un privilegio. Disfrutémoslo, respetémoslos, y hagámoslos respetar.

 

Babymarket.co apoya la lactancia al 100% 

Encuentra aquí todo lo que necesitas para lograr con éxito tu lactancia materna

Este artículo tiene 1 Comentario

  1. sara on 18 septiembre, 2016 at 11:45 pm Responder

    cuando tuve a mi bebe yo tenia 15 años, al principio me daba pena lactar en publico, así que le pedía a algún familiar o amigo, con quien estuviera que sostuviera a mi bebe mientras entraba en un baño y me extraía la leche para dársela en un biberón, ya después me dije, “aish que pendejada si todos tomamos pecho alguna vez” y cuando a mi bebe le daba hambre no lo dudaba en alimentarlo, eso fue ya hace 14 años y nunca nadie me miro feo o me hizo algún comentario, no se porque la controversia en este momento al parecer estamos es involucionando, que tristeza, pero si alguien se pone un escote profundo donde se ve medio pezón eso si es bonito.

Dejar Comentario